Atención Primaria ha realizado, desde marzo, 2,3 millones de consultas a pacientes mayores y vulnerables

Comisión de Sanidad

El consejero de Sanidad, Blas Trujillo, aseguró hoy durante su comparecencia en comisión parlamentaria que el Servicio Canario de la Salud (SCS) realiza un seguimiento proactivo del estado de salud de la población mayor de Canarias, desde los ámbitos de la Atención Primaria y la Salud Pública, actividad que ha tenido como resultado la realización de 2.310.206 consultas desde el inicio de la pandemia y dos cribados en la totalidad de los centros sociosanitarios, junto a otras acciones dirigidas especialmente a los pacientes vulnerables.

Trujillo se refirió en su intervención a los datos de actividad asistencial de los últimos siete meses y medio en Atención Primaria, cuyos profesionales han atendido a casi 300.000 pacientes con 65 y más años, lo que supone el 88% del total de usuarios de las Islas de ese rango de edad.

Explicó que desde mediados de marzo los centros de salud han realizado 2.310.206 consultas, de las que 1.574.147 son de Medicina de Familia y 736.059 de Enfermería.

Estas consultas han sido en su mayoría presenciales (1.150.056), seguidas de las telefónicas (998.362) y las domiciliarias (161.788), lo que se traduce en un promedio de 6,89 consultas por pacientes, tanto médicas como de enfermería.

Durante la pandemia por COVID-19, la Consejería de Sanidad ha implementado en Canarias distintas acciones dirigidas a la población más frágil, como el seguimiento proactivo de los pacientes considerados vulnerables con llamadas telefónicas desde los centros de salud. En este sentido, se ha identificado a los enfermos crónicos por nivel de fragilidad en listados accesibles desde la historia clínica informatizada.

Asimismo, se realiza el seguimiento domiciliario programado y, en caso necesario, los profesionales sanitarios acuden a los domicilios de los pacientes.

Otra de las acciones incorporadas durante la pandemia es la renovación automática de la medicación crónica sin necesidad de acudir al centro de salud, una medida que, aunque no es específica para la población mayor, sí ha tenido un gran impacto en este grupo de usuarios.

El consejero de Sanidad se refirió, asimismo, a los resultados obtenidos hasta el momento por la campaña de vacunación contra la gripe entre la población de 60 y más años. “Este año se han vacunado desde el inicio de la campaña 139.326 usuarios con una edad igual o mayor a los 60 años, cuando en el mismo periodo del año pasado se había vacunado a 77.807 usuarios, lo que supone un incremento del 79%”.